Tema 7º Alta Edad Media: reinos germánicos, Imperio bizantino y carolingios.

LA EDAD MEDIA

Se llama Edad Media al periodo de la historia comprendido entre finales del siglo V dC, cuando cae el Imperio Romano de Occidente (476 dC), y mediados del siglo XV dC, cuando se produjeron la caída del Imperio Bizantino por los turcos (1453) y el descubrimiento de América por Cristóbal Colón (1492).




Este amplio periodo de tiempo (unos mil años) puede dividirse en tres etapas: Alta Edad Media (hasta el siglo XI), Plena Edad Media (hasta el siglo XIII) y la Baja Edad Media (hasta el siglo XV). Aunque a lo largo de estos siglos el mundo medieval evolucionó, se caracterizó siempre por una serie de rasgos políticos, sociales, económicos y culturales.


  • Política: En Europa Occidental, las guerras y los saqueos se volvieron muy frecuentes. En ese clima de anarquía, la fuerza militar de los caballeros se convirtió en imprescindible para el mantenimiento del poder de los reyes. A cambio de este apoyo, los monarcas les ofrecían tierras a los nobles para que las administraran con gran autonomía, eran los feudos. Se establecía así una relación de fidelidad interpersonal conocida como vasallaje
  • Economía: El clima de inseguridad provocó la caída del comercio y el declive de las ciudades, quedando despobladas muchas de ellas. La población retornó al mundo rural y la economía se basó en una agricultura de subsistencia, que beneficiaba a los pocos propietarios de las tierras.
  • Sociedad: Ante el temor de los frecuentes ataques y saqueos, la mayor parte de la población buscó la protección militar de los nobles, a cambio de trabajar sus tierras. De esta manera, los campesinos se convertían en siervos de un señor feudal, que era el dueño de las tierras y máxima autoridad (administraba justicia) dentro de su feudo.
  • Cultura: El Cristianismo se convirtió en la religión mayoritaria en Europa, mientras que en el norte de África y Asia se extendió una nueva religión, el Islam, a partir del siglo VII. Los miembros del clero (obispos, abades, sacerdotes y monjes) controlaron la cultura europea y llegaron a acumular gran poder político, económico y social. Influían en la mayor parte de la población (era analfabeta) y respaldaban ante ella el orden establecido, con la superioridad de nobles y monarcas. 

                                    


1.  El final del Imperio Romano.

El Imperio romano había mantenido la unidad política, económica y cultural en casi toda Europa, el Norte de África y Asia Menor durante la Antigüedad; sin embargo,  a partir del siglo III comenzó a desestabilizarse por diversas razones:
  • Final de las conquistas territoriales, lo que terminó con la adquisición de nuevas tierras y el reparto de botín entre los soldados, principalmente de esclavos.
  • El descontento de los soldados generó un clima de descontrol militar y político, que dañó el poder de los emperadores e hizo que sus reinados fueran más breves e inestables. 
  • La debilidad del Imperio la aprovecharon las "tribus bárbaras" (pueblos extranjeros) para invadir las fronteras de Roma y asentarse en su territorio, aumentando el ambiente de inseguridad e inestabilidad política.
  • El emperador Diocleciano decidió dividir el Imperio romano (Tetrarquía en 284) para facilitar su administración y garantizar su supervivencia. Aunque se volvió a unificar durante el gobierno de Constantino (año 326), la división volvió a producirse el 395 con el emperador Teodosio, que repartió el Imperio entre sus hijos: Honorio, heredó el Imperio Romano de Occidente, con capital en Roma, y Arcadio, recibió el Imperio Romano de Oriente, con capital en Constantinopla. 

la crisis del Imp.Romano


                                            
las invasiones germánicas

División del Imperio romano

2. La formación de los reinos germánicos

En el año 476 el líder del pueblo hérulo, Odoacro, destronó al emperador Rómulo Augustulo, terminando de ese modo con el Imperio Romano de Occidente. Sobre ese amplio territorio se fueron estableciendo distintos pueblos "bárbaros" (alanos, suevos, vándalos, ostrogodos, visigodos, francos, burgundios, alamanes, jutos, anglos y sajones) que crearon sus propios reinos.

Rómulo Augústulo entrega la corona a Odoacro
Puesto que estos pueblos germánicos no estaban tan avanzados como los romanos, sus nuevos reinos adoptaron muchos elementos de tradición romana, fusionándose con su cultura: el idioma (latín), la religión (cristianismo), las leyes (Derecho romano), etc. 



A lo largo del siglo VI, en medio de un convulso clima de constantes enfrentamientos militares, unos pueblos fueron imponiéndose sobre otros y consolidando los reinos germánicos: los francos en la antigua provincia de la Galia, los anglos y sajones en las Islas Británicas, los ostrogodos en la  Península itálica, burgundios en Centroeuropa, etc.




En la Península Ibérica existían dos reinos germánicos en el siglo V: el visigodo y el suevo. Los visigodos, cuyos dominios se extendían por casi toda la península y el sur de la actual Francia, tenían su capital en Tolosa (Toulousse); mientras que los suevos dominaban la zona noroccidental. En la batalla de Vouillé (año 507), los visigodos fueron derrotados por los francos y tuvieron que replegarse al sur de los Pirineos, fijando su nueva capital en Toledo.


El Reino hispano-visigodos adoptó distintos elementos de la anterior civilización romana, como la religión cristiana y sus leyes (recopiladas en un código, el Liber iudiciorum). Además, se anexionaron el reino de los suevos y sometieron a los cántabros, pero años más tarde perdieron el sudeste de la península frente a los bizantinos. 
En cualquier caso, el Reino visigodo fue inestable por las continuas luchas de poder entre las distintas familias nobiliarias, que apoyaban a diversos reyes visigodos. Debido a ese ambiente de inestabilidad política, se convirtió en una fácil conquista para los musulmanes a comienzos del siglo VIII.
                               


3. El Imperio bizantino.

Aquí os dejo unos vídeos breves y entretenidos sobre el Imperio Bizantino. Los he ordenado cronológicamente para que os resulte más fácil comprenderlos.












4.  El Imperio carolingio.


Aquí os dejo dos divertidos vídeos sobre el origen del Imperio carolingio y la figura de Carlomagno.




No hay comentarios:

Publicar un comentario